• lamielenturadio

El desafío es lograr una cultura emprendedora en la mujer apícola



En la antigüedad si bien este oficio ha sido realizado por hombres y mujeres de todo el mundo, en la actualidad hubo una serie de reivindicaciones en torno al rol de la mujer en la sociedad, y la apicultura no fue la excepción a esta nueva manifestación cultural de lo femenino en los ámbitos social y político.

De hecho, hay organizaciones de mujeres apícolas que se agrupan para cumplir con el sueño de dedicarse a la apicultura en el medio rural. Uno de esos ejemplos es el Colectivo de Mujeres Apícolas Reinas de Corazones de la Prov. de Buenos Aires. En esta ocasión, desde La Miel en tu radio en el día de la mujer rural, conversamos con la Ing. Agr. Marina Múscolo de Pehuajó, referente y líder del colectivo de Mujeres Apícolas Reinas de Corazones, sobre el rol de la mujer en el medio rural, las limitantes, los logros y sueños para el futuro de la organización.



1- ¿Qué significa ser una mujer? ¿Y ser una mujer que se dedica a la apicultura?


Ser mujer es un desafío muy importante en los tiempos que corren. El desafío personal es defender el rol de la mujer y la igualdad de género manteniendo la paz, el amor y la comprensión del otro. Ese es el desafío personal que siento tengo al ser mujer.


Y el hecho de reconocerme como mujer dedicada a la apicultura es una gran satisfacción porque siento que hago un bien al ambiente. Me pasa y siento que cuando cuido, crió y multiplicó cada colmena voy aumentando su polinización y esto hace que las plantas produzcan más semillas y más frutos sanos y de calidad. Esto da como resultado que todo el planeta esté más polinizado y más sano. Por lo tanto, es una gran satisfacción y motivación en sentir que aporto mi grano de arena para un mejor ambiente.


2-¿Cuáles son las limitantes que tienen las mujeres en la actividad apícola?


Las limitantes pienso siempre son domésticas y están o se encuentran de la puerta de tu casa para adentro. Están en compartir todas las tareas domésticas entre los miembros de las familias. Sin dudas es la principal limitante en la actualidad. No obstante, como dato positivo, cada día se suman a colaborar con las tareas del hogar muchos hombres, esposos e hijos de la familia de manera de repartir la carga laboral dentro de la familia.

3-¿Cuáles son las oportunidades para la mujer en la actividad apícola?


Las oportunidades de la mujer en la actividad apícola son las mismas que tiene el hombre. Y es una excelente actividad para tener como complemento de otras actividades rurales por el tiempo, ya que esta actividad puede ser de dedicación total o parcial. Otro dato es que permite que se pueda crecer de a poco, a medida que uno va a aprendiendo y en relación con la propia producción y ganancia que genera. Además, es una actividad hermosa por cómo te vinculas con la naturaleza durante todo el año. Esto me parece que es una oportunidad para mujeres y hombres en la actividad.


4-¿Cuándo y porqué decidiste participar del colectivo de mujeres rurales?


Decidir formar y conformar el grupo de Mujeres Apícolas Reinas de Corazones fue una idea que se fue construyendo a lo largo de algunos años pero tomó forma en el 2016. Como agrónoma conocí muchas familias rurales y me di cuenta de la necesidad de un oficio e ingreso para esa mujer rural. Entonces se me ocurrió la apicultura como una fuente de ingresos, que además genera un beneficio ambiental gracias a la polinización de las abejas.


5- De cara al futuro ¿Cuál es tu sueño en relación con la mujer rural?


Hoy, con la virtualidad, mi sueño lo veo cada vez más cercano. Me gustaría que la mujer rural tenga la posibilidad de desarrollarse como emprendedora, que se pueda capacitar para valerse por sí misma y pueda aportar a la alimentación saludable de nuestra sociedad.


4 visualizaciones

Entradas Recientes

Ver todo